Bruxismo en Adultos


Bruxismo de Sueño

El bruxismo corresponde a la actividad repetitiva de los músculos masticatorios que se traduce en apriete o rechinamiento de los dientes. Éste apriete puede darse tanto en durante el sueño como en la vigilia.

Actualmente, se sabe que el bruxismo de sueño está asociado a despertares transitorios que se producen durante el sueño que se acompañan de cambios en la actividad cerebral, simpática y muscular (microdespertares), eventos que no son percibidas por la persona que los padecen, pero que sin embargo, alteran la continuidad y calidad del sueño. Otra evento importante que se ha asociado al Bruxismo de Sueño es el aumento de la actividad simpática minutos antes de que se gatille el episodio de bruxismo.

Estos dos fenómenos que participan en gran parte de los episodios de bruxismo, han permitido relacionar al bruxismo de sueño con distintas patologías de importancia para la salud general, tales como:

apnea del sueño, el reflujo gastroesofágico, movimiento periódico de extremidades, síndrome de piernas inquietas, entre otras.

El Bruxismo, Dolores de Cabeza y Dolor de Mandíbula

Los dolores de cabeza asociados al Bruxismo no se deben propiamente tal al bruxismo de sueño; sino más bien, a trastornos obstructivos respiratorios del sueño (apnea del sueño) o a Trastornos Témporomandibulares (TTM). Los dolores de cabeza asociados a la apnea de sueño generalmente producen cefaleas matutinas que pueden durar desde 30 minutos hasta 4 horas. Por su parte los TTM, son una de las causas más comunes de dolor facial crónico, generalmente produciendo dolores de cabeza , dolor en la sien y/o dolor en la mandíbula producto de problemas en los músculos de la masticación, del cuello y/o la articulación témporomandibular.

El Bruxismo, Medicamentos, Drogas y Malos hábitos

Otros factores que se encuentran asociados al bruxismo de sueño son los malos hábitos y el consumo de fármacos, tales como: Alcohol , consumo de tabaco, alimentos altos en cafeína (café, té, guaraná, mate, bebidas colas, bebidas energéticas, etc), consumo de drogas ( cocaína y extasis) y algunos fármacos, tales como: paroxetina, fluoxetina, sertralina, velenfaxina, duloxetina, metilfenidato , modafinilo, haloperidol, flunarizina, algunos antidepresivo tricíclicos, etc.

El Bruxismo y Desgaste de Dientes

Muchas veces, el Bruxismo de Sueño se sindica como el gran responsable de los desgastes y destrucción de los dientes, sin embargo los desgastes dentarios severos generalmente son más atribuibles a la bulimia, reflujo gastroesofágico y al abuso de la dieta ácida.

¿Cómo se Trata?

El tratamiento del bruxismo se basa en utilizar medidas para disminuir los efectos del apriete y rechinamiento sobre los dientes y las demás estructuras de la cabeza y del cuello. Dentro de las estrategias se encuentra la utilización de planos o férulas oclusales de protección. Sin embargo, cuando el bruxismo se encuentra asociado a apnea del sueño y/o reflujo gastroesofágico; es importante realizar estudios que permitan clarificar esta relación; ya que lo más probable es que el bruxismo pueda estar asociado a alguna de estas patologías.
En el caso de Bruxismo de Sueño asociado a trastornos respiratorios obstructivos del sueño, es indispensable realizar un estudio de sueño como una poligrafía respiratoria o un polisomnograma basal; ya que la Apnea del sueño conlleva un aumento del riesgo Cardiovascular, un aumento del riesgo a padecer Diabetes Mellitus, un Aumento del Riesgo de Accidentabilidad y una disminución del desempeño laboral/ profesional o en el colegio en el caso de los niños. Esto es de suma importancia debido a que el uso de un plano mal indicado puede empeorar la apnea, por ello si usted padece de algunas de estas alteraciones le recomendamos solicitar hora con un especialista en TTM y DOF.